España: Desmantelaron red de pornografía infantil

España desmantela red internacional de pornografía infantil

50 detenidos por compartir pornografía infantil por Whatsapp

Con el apoyo de la Interpol y Ameripol, la Policía Nacional encabezó la Operación Tantalio, logrando desmantelar una red de distribución de pornografía infantil, a través de grupos en Whatsapp.

En México fue necesario que uno de los registros se realizara durante la noche, dado que el investigado residía en una zona con una elevada presencia de la criminalidad organizada.

En España también se realizaron 11 arrestos, entre ellas el de un reincidente y un menor que lideraba uno de los chat de la red pornográfica. Las investigaciones comenzaron cuando los agentes españoles hallaron en la denominada " Internet profunda? un enlace a la aplicación de WhatsApp que les condujo hasta un chat en el que pedófilos de varios países de habla hispana intercambiaban pornografía infantil. Lo que se encuentran, al final, son discos duros, computadores y móviles con contenido de pornografía infantil.

Novak Djokovic se retira de Wimbledon por lesión
El tercer set quedó también para Murray por 7-6 (4), pero allí se terminó el aguante del escocés. Siempre se puede jugar un poco mejor, pero también mucho peor”, comentó Federer tras su triunfo.

En Uruguay se detuvo a un hombre que abusaba de sus dos hijas, de 6 y 15 años, para luego compartir imágenes de los abusos a otros pedófilos.

Dicho hallazgo ha hecho que se conozca a los abusadores y las víctimas. En uno de los casos, los agentes tuvieron que utilizar herramientas forenses para recuperar los archivos de los pedófilos, debido a que uno de los acusados realizaba borrados de seguridad periódicos para manetener la seguridad de la red de pedófilos.

Fuera de España, han sido detenidas otras 39 personas: siete en Colombia, siete en Bolivia, tres en Brasil, cuatro en Chile, tres en Costa Rica, dos en República Dominicana, dos en Guatemala, una en Italia, dos en México, una en Nicaragua, una en Panamá, dos en Paraguay, dos en Uruguay y dos en Venezuela. Los involucrados bolivianos habrían pactado obtener lucro económico vendiendo el material a otros usuarios, previo pago mediante recargas de teléfono móvil.

Latest News